LABORAR EN LA EMPRESA FAMILIAR

El hecho de laborar en un negocio con personas ya conocidas abre la
puerta al aprendizaje y es una guía para identificar los intereses verdaderos.

Trabajar con algún familiar significa para algunos una oportunidad de
crecer profesionalmente sin embargo, para otros puede llegar a ser el error más
grande si no se tiene coherencia entre el perfil que maneja la empresa y el de
la persona.

De acuerdo con Natalia Bonilla, consultora de E- hunters, para las
organizaciones el hecho de provenir de una compañía familiar llega ser visto
como una desventaja porque pueden considerar que el empleado no garantiza
estabilidad laboral.

Paradójicamente en Colombia es muy común que propietarios de empresas estén más
interesados en buscar su independencia profesional por lo cual el factor
motivación es muy relativo, agrega Bonilla.

Si se mira a la empresa de la familia con grandes posibilidades de crecimiento
es conveniente permanecer laborando en ella y de esta manera contribuir con su
desarrollo sostenible, de lo contrario si se debe procurar buscar empleo en
otro tipo de negocio.

Hay familias que consideran necesario en todos los casos que las nuevas
generaciones continúen con el proyecto al que se han dedicado no obstante esto
debe ser tratado con mucha cautela sobre todo por el tema de mantener la
efectividad empresarial y esto solo se logra si se trabaja con entusiasmo e
interés.

Una de las principales ventajas de trabajar con personas allegadas se da en la
toma de decisiones. Edna Vega profesional en finanzas y negocios
internacionales trabaja como asistente y mano derecha de su padre, gerente de
la Fiesta Tours, agencia y operadora de turismo, «en estos casos la
confianza para dar una opinión o sugerencia es muy amplia y se puede exponer un
punto de vista sin ningún temor», asegura.

Asimismo asegura que otro aspecto positivo es la flexibilidad en los horarios
en temas como incapacidades por enfermedad, «un familiar va a entender más
si debes faltar al trabajo por asistir a una cita médica o temas por el
estilo» asegura Vega.


Esto no quiere decir que no se maneje un rango alto de exigencia. Las empresas
familiares deben ser vistas como un lugar en el que se ha puesto un gran
esfuerzo y por lo razón debe cuidarse y verse como una oportunidad para
aprender y madurar profesionalmente.

En estos casos es muy difícil no mezclar el aspecto profesional con el
personal. La principal recomendación para que los problemas en el trabajo no
afecten a la familia es ver siempre a la otra persona como un compañero laboral
y no como una persona allegada, de esta manera si se da algún problema no trascenderá
en el hogar.

De igual manera es importante dejar los temas profesionales en el lugar de
trabajo y no contar lo ocurrido allí al momento de compartir con la familia en
actividades extracurriculares.

Deja una respuesta