El derecho de clientes bancarios a no ser molestados por las entidades

Si se sienten presionados para que acepten
productos existen vías para evitarlo.

 
Usuarios y clientes del sector financiero tienen derecho a no ser molestados
ni presionados por las entidades para que acepten sus productos, de ahorro o
crédito, menos cuando no han sido solicitados.

Según Consuelo Rodríguez,
defensora del Consumidor Financiero del Banco Colpatria, si un cliente del
sector se siente atropellado o presionado por la fuerza comercial de una
entidad, lo puede poner en conocimiento de la Superintendencia Financiera o del
defensor del cliente del establecimiento.

El malestar de usuarios frente
a ciertas prácticas comerciales aumenta, impulsado por la fuerte competencia, en
especial en temas como compra de cartera, colocación de tarjetas u otorgamiento
de créditos de consumo.

Voceros del BBVA señalan que, para evitar esas
inconformidades, crearon un comité de calidad al que se le reportan ese tipo de
novedades. Allí se miran estadísticas y tipologías de quejas y, con base en ese
análisis, se toman medidas para mejorar el servicio.

Rodríguez dijo que
los defensores deben reportar ese tipo de comportamientos de sus fuerzas de
ventas o funcionarios a las directivas de los bancos para que se tomen los
correctivos; pero, a su vez, recomendó a las personas ser cuidadosas frente a
quién le entregan su información, pues la mayoría de las veces, cuando llenan
cupones de rifas, promociones o sorteos en centros comerciales y otros
establecimientos, están autorizando a esos comercios para que los llamen a hacer
ofertas.

La Superintendencia Financiera, por su parte, ha insistido a las
entidades en el buen trato y cumplimiento de las normas de protección de los
derechos del usuario, para evitar ese tipo de prácticas.

Deja una respuesta