Diez consejos para empresarios en las redes sociales

 

Más que anunciar o vender, estos medios permiten conocer y medir
consumidores.


Es innegable el valor que las redes sociales han alcanzado en el tema del
marketing hoy.

Por ello, las compañías deben entender la conveniencia de implementar el
concepto de social media en el mercadeo de sus productos y servicios.

Para algunos expertos, las redes sociales son el termómetro del nivel de
satisfacción del cliente frente a la marca. “Allí, el consumidor o usuario puede
decir sin intermediarios qué siente, qué piensa, convirtiéndose ello en una
herramienta poderosa de mercadeo para las compañías”, así lo afirma Felipe
Londoño, presidente de la firma colombiana Precise Engagement, que ha manejado
cuentas como BMW, Corona, Burger King o Virgin Airlines.

Precisamente, Londoño, como conocedor del mercadeo en redes sociales, habla
de los errores y aciertos que los empresarios deben tener en cuenta a la hora de
interactuar en estos medios de comunicación.

EVITE CAER EN ERRORES

1. Hacer lo mismo en distintas redes. La comunicación estratégica en redes
sociales debe concebirse de acuerdo con un plan y éste debe contemplar las
posibilidades de cada plataforma.

“En Facebook, por ejemplo, importa la relevancia de cada publicación. Se
pueden hacer cosas gráficamente voluminosas y que llamen la atención con una
cantidad de texto razonable.

En Twitter importa más la rotación, la capacidad de las marcas de aparecer
una y otra vez sin generar spam o ser repetitivos”.

2. Ser muy comerciales. Es decir, que la marca se dedique a hablar bien de
ella misma. En realidad, las redes favorecen es el relacionamiento entre la
marca y el consumidor final.

Lo importante aquí es escuchar y evaluar al cliente en sus intereses y
necesidades, generando una comunicación inteligente y atractiva.

3. Pretender solo volumen de fans o followers. Las empresas o marcas se han
acostumbrado a medirse de acuerdo al tamaño de usuarios de su comunidad.

Pero existen innumerables opciones para hacer crecer las comunidades en
términos de usuarios únicos (y esto no implica que todos esos usuarios reunidos
quieran escuchar o vayan a escuchar lo que la marca tiene que decir).

Lo que importa es el porcentaje de respuesta a cada publicación frente al
total de usuarios registrados en la comunidad.

Lo importante es cultivar una comunidad con alta interactividad.

4. No hacer seguimiento a preguntas, quejas, ni reclamos. Los usuarios de
redes o clientes finales a veces hablan de las marcas y estas solo atienden el
comentario inicial, pero a esto hay que hacerle seguimiento y verificar que el
cliente haya recibido la atención que buscaba.

5. No entender que, siempre estamos en ‘beta’. Todos los días hay algo nuevo
en Social Media.

Las plataformas cambian su diseño y usabilidad, y los usuarios se presentan
de forma diferente en cada plataforma.

“Por esto hay que adaptarse, evaluar nuevos formatos, flexibilizar los
conceptos, hacer más digeribles las promesas de marca, y todo alrededor”, dice
Londoño.

CINCO CONCEPTOS QUE PUEDEN SER LA LÍNEA A SEGUIR

Procure contar con un ‘community’ afín al ‘target’.

Las marcas tienen personalidad y, por tanto, la mejor forma de presentar esa
comunidad es contar con una persona que se haya perfilado de acuerdo a la marca.
Igualmente, debe tener criterio, talento y rigor para emitir mensajes
precisos.

Tenga un trabajo gráfico creativo, una imagen que transmita lo que es la
marca.

“Creo en que los ‘community managers’ (gestores de comunidad y socializadores
para las marcas) deben contar con criterios y habilidades para expresarse
visualmente”, indica Londoño.

Manténgase al día con los usos cotidianos en las redes sociales: Cada red es
más que un canal, es un espacio donde se posicionan formatos de comunicación y
costumbres de expresión.

Las marcas deben tener personas que entiendan esos códigos y los usen
oportunamente para que la comunicación sea asertiva.

Aproveche coyunturas y calendarios comerciales.

Es claro que todos tenemos modos o estados de ánimo ajustados a su vida
‘offline’. Por ello, hay que atender a fechas o eventos importante, sin importar
si son comerciales o comunitarios.

Finalmente, segmente, analice y optimice. “Se debe medir y evaluar el éxito
de cada publicación. Además, se debe analizar el comportamiento, las ideas y las
inquietudes de los usuarios.

Deja una respuesta