Evite ser víctima de un cortocircuito en 10 simples pasos

Existe un conjunto de eventos que pueden presentarse en las instalaciones eléctricas residenciales, comerciales e industriales, llegando a convertirse en un peligro que no se evidencia sino hasta que ocurre un cortocircuito.

La principal causa de los accidentes eléctricos es el mal estado de las instalaciones de los hogares y edificios, lo que hace que cualquier subida y bajada de tensión o cualquier tipo de manipulación no profesional sobre los cuadros eléctricos o cableados, pueda resultar altamente peligrosa. 
Un elevado número de hogares carece de las protecciones mínimas de seguridad en la instalación eléctrica y, aun contando con ellas, las protecciones de un 13,5% de los hogares sufren calentamientos y un 10% dispone de elementos de protección con un funcionamiento incorrecto. Sin embargo, en muchas ocasiones, los incidentes se originan por descuidos propios de los usuarios.
Parte de los cortocircuitos pueden evitarse utilizando personal y equipo calificado en su construcción, mantenimiento y operación. A continuación, conozca las principales causas por las cuales usted puede ser víctima de un evento como este y las recomendaciones que debe seguir:
1. Amarres, empalmes, derivaciones o uniones defectuosas: cualquier tipo de conexión o acometidas eléctricas deben ser realizadas por personas que realmente conozcan y sepan del tema, los cuales sigan los lineamientos RETIE (Reglamento Técnico de Instalaciones Eléctricas)

Deja una respuesta