Qué es una landing page y para qué sirve?

Últimamente los términos funnel, landing pages, captación y ventas están muy presentes en el mundo del marketing digital. 

Esto surge de la necesidad de cualquier proyecto de convertir más de forma online para llegar a su objetivo final. 
Una landing page es un factor clave de este proceso, que puede hacer que nuestra estrategia hacia la conversión sea satisfactoria, o por lo contrario, un fracaso. 
Por ello, hoy quiero hablarte de qué es una landing page, para qué sirve y factores efectivos, para que a partir de hoy sepas crear tus propios embudos de venta y vender más con tu negocio online. 
¿Qué es una landing page y para qué sirve? 
Una landing page es una página donde aterrizas con el único objetivo de convertir, sin distracciones que te lleven a cumplir la acción deseada. 
No hay menús, no hay enlaces que te lleven a un sitio distinto de la venta o suscripción (por ejemplo), sino que solo puedes hacer una cosa: clicar al botón (CTA) para comprar en esa web o suscribirte. 
El objetivo de una landing page, como ves, no solo tiene por qué ser una venta, puede ser captar un número de teléfono, compra de una suscripción, descargar un infoproducto, ver un vídeo, etc. 
Se trata de cumplir esta acción, y por ello es muy importante en las estrategias de marketing porque son efectivas. 
Para saber qué es realmente una landing page y cómo hacer una rentable, lo mejor es verlo con ejemplos y así comprobar los factores que suelen tener en común. 
Estos factores han sido muy analizados por distintas webs del mundo y suelen ser efectivos dentro de cualquier estrategia, por lo que vamos a ver algunos de ellos para que puedas probarlos en tus futuros diseños. 
¿Qué factores debo tener en cuenta para crear una landing page de éxito para mi eCommerce? 
Como te he comentado, cualquier landing page tiene que tener una serie de factores en común, pero también otros que debemos de ir analizando y midiendo para ver si funcionan y realmente ayudan al usuario a realizar la acción. 
Es importante ir viendo cómo se va comportando el visitante a través de la landing para hacer un rediseño de esta página web o dejarla como está. 
Pero vamos a ver estos elementos y factores que deben caracterizar tu landing page. 
1) Establece el objetivo final de la página y haz que todo se centre en él 
Planifica tu objetivo (ya sabes, que sea SMART), y plantea qué tareas o acciones debe de realizar el usuario para llegar hasta él. 
Una vez hecho esto, organiza y diseña tu landing. 
Como ves no es un proceso sistemático, sino que constantemente tenemos que estar analizando y haciendo los cambios correspondientes para lograr cumplir ese objetivo, ya que puede que el usuario en el primer diseño no encuentre lo que busca. 
Hay que perseguir lograr el diseño de landing page perfecto para nuestro público objetivo, y aquí entran en juego la experiencia de usuario y la optimización a la conversión. 
Elimina todos los puntos de fuga de la página, cualquier acción clicable o que te haga salir de ella y te lleve a algo que no tenga nada que ver con lo que estás buscando (enlaces a artículos, enlaces a otros productos, menús, etc.). 
2) Diseña una página centrada en el público objetivo 
El diseño deberá ser limpio y orientado a los resultados que buscamos. No debemos distraer al usuario con elementos gráficos que sean molestos de cara a la conversión o que hagan hacerle perder la atención de la persona. 
Por ello, cuando le pidamos un presupuesto al diseñador encargado de nuestra landing page, debemos pedirle que tenga en cuenta los factores para que el precio de la página esté totalmente acorde a lo que buscamos y la landing esté optimizada para convertir. 
El diseño web es un factor es fundamental, ya que hará que las personas que lleguen a la landing page tengan más confianza o menos a la hora de comprar, descargar o realizar la acción. 
En la siguiente imagen puedes ver un ejemplo de landing de venta ficticia, en la que puedes ver que trata de ir solo a un único objetivo, que compres el preset de Lightroom. 
3) Trabaja unos textos orientados a la acción 
Prestar atención a los copy’s o textos es esencial, ya que pueden aumentar mucho la conversión (o de lo contrario, hacer que sea un desastre). 
Debemos de atacar al punto de dolor del usuario: 
¿Qué miedos tiene? ¿qué le frena a conseguirlo? ¿por qué no está cumpliendo sus objetivos? 
Para ello, es importante saber con quién estamos tratando y definir un buyer persona para hablarle a él en concreto. 
Un buyer persona es una representación irreal del consumidor del producto o servicio de la landing page. 
Por ello deberemos de haber analizado qué personas llegarán hasta ella, para poder orientar toda la estrategia de marketing digital a este tipo de usuario. 
4) El título no debe de dejar indiferente a nadie 
El título además de incluir la palabra clave principal si vamos a posicionarla de cara al SEO, deberá de impactar a nuestro público objetivo con la propuesta de valor. 
Debemos de ser claros, que en una simple ojeada la persona tenga claro el objetivo de esa landing page, y que el título le invite a clicar sobre el botón o llamada a la acción. 
Prestashop sabe bien cómo mostrar esto a su público y que nada más leas su título principal, sepas para qué sirve este gestor de contenidos. 
5) Llamadas a la acción llamativas y visibles 
No sirve tener una página con copy’s trabajados, un diseño bonito o muy optimizada para SEO si no incitamos al usuario a que haga click sobre el botón o formulario de llamada a la acción. 
Por ello deben de ser muy visibles, con colores llamativos y con un texto adaptado al tipo de público que le haga. 
En la anterior imagen puedes ver como la web utiliza un color muy llamativo y que invita a hacer click en el botón. 
6) La velocidad de carga, un factor fundamental 
Muchas veces nos centramos en diseño, diseño y más diseño. Incluímos fotografías increíblemente nítidas, vídeos, gifs muy llamativos, etc. 
Y no medimos cuánto tarda la página en cargar en el móvil o los MB subidos. 
Es importante que realicemos esta tarea y que la landing tarde menos de 3 segundos en cargar tanto en ordenador y tablet como en móvil. 
No queremos que nuestros usuarios se vayan por tener que esperar más de la cuenta, ni gastar los MB que tienen contratados con su compañía móvil, ¿verdad? 
¿Qué impresión estaremos causando? Probablemente muy mala. 
7) Formularios enfocados a nuestro objetivo 
Dicen que cuanto menos pidamos, más nos darán. Pero, ¿y si es necesario? 
Debemos de pensar cuál es el objetivo de esta página y adaptar el formulario a él. 
Si necesitamos pedir el número de teléfono, puede que muchos usuarios se vayan, pero puede que los que nos lleguen sean más cualificados. 
Siempre podemos poner opcional los formularios para los más reacios, pero al final esto se trata de medirlo. 
Debemos medir cuál es el formulario que más convierte y que mejor filtra al público que no nos interesa. 
¿Debo tener una landing page en mi proyecto? 
No puedo decirte si lo necesitas, ya que dependerá de tu estrategia digital. 
Ahora que ya sabes qué es una landing page y para qué sirve, ha llegado el momento de que replantees la estrategia que estás siguiendo y si necesitas una para vender tus productos o servicios. 
Existen herramientas que crean landing pages de forma externa a tu web, pero yo optaría por crear una en tu plataforma favorita y poder trastear todo lo que quieras, para buscar la forma que convierta más. 
Recuerda siempre enviarle tráfico cualificado, ya que sin tráfico es complicado que llegue alguien a cumplir el objetivo. 
¿Crees que son efectivas las landing pages? 
¿Qué estrategia utilizas tú para captar usuarios y que lleguen a ellas?

Deja una respuesta