Tipos de presupuesto y cómo generan un crecimiento económico sostenible en las empresas

Cuando se trata de manejar ordenada y efectivamente los costos de producción y adquisición de recursos, los tipos de presupuestos son la base fundamental para hacerlo. 

No todas las negociaciones son iguales. De acuerdo al nivel de complejidad de la misma se requiere un determinado documento que deje en claro los detalles financieros y logísticos de la transacción. 
A continuación, definiremos los tipos de presupuesto, rol en los departamentos y cómo se relacionan entre ellos. 
Presupuesto maestro 
No es difícil entender su importancia, ya que el nombre lo deja en claro. 
Dentro de los tipos de presupuesto, el maestro es el que reúne todos los presupuestos individuales y presenta una imagen unificada de las proyecciones financieras generales de la empresa. 
¿Cuánta información contiene? Toda. 
Hablamos de los datos económicos de ventas, gastos de producción y operacionales, activos, flujo de caja, ingresos, todo lo que tenga que ver con la salud financiera y actividad económica. 
Su objetivo es muy claro, se trata de controlar y mantener armonizados todos los departamentos de la organización, con el afán de estimular el crecimiento sustentable de la empresa. 
¿Cuáles la componen? Sigue leyendo para descubrirlo. 
Presupuesto operacional 
Recoge los datos y análisis de ingresos y gastos de acuerdo a una proyección hecha para un periodo de tiempo determinado. 
Dentro de este encontramos datos de diferentes departamentos y muestra el estado de ganancias y pérdidas a futuro. 
Estas áreas son: 
Ventas.
Producción.
Mano de obra.
Costos de materiales.
Costos administrativos.
Gastos de sub-contratos.
Entre otros. 
Es usado habitualmente, en empresas grandes con operaciones complejas de compraventa. 
Además, evidencia la importancia de contar con una información ordenada y actualizada dentro de cada departamento y sus presupuestos de manera individual. 
De esta manera se pueden manejar los recursos operativos de forma disciplinada y organizada lo que, indudablemente, contribuye al crecimiento económico sustentable de tu empresa. 
Presupuesto de ingresos o ventas 
Son las proyecciones a futuro y datos de tipo económico que muestran los aumentos de patrimonio. 
Tener actualizado este presupuesto es clave para facilitar la proyección de dinero entrante para elaborar los presupuestos de tesorería, compras y producción. 
Los datos necesarios para elaborar este presupuesto están compuestos por los históricos de ventas y las ventas previstas de la empresa y del sector en general. 
Presupuesto de producción 
Aquí se estima la cantidad total de producción que se desea realizar. 
Guarda relación con el presupuesto de ventas, ya que los datos históricos de ingresos reflejan un estimado de cuánto se debe producir para generar utilidad y crecimiento económico en la organización. 
Además, se relaciona con el presupuesto siguiente en cuanto a materias primas, herramientas, mano de obra y gastos en servicios profesionales si se requiere. 
¡Así que te invitamos a seguir leyendo y aprendiendo sobre los demás tipos de presupuesto! 
Presupuesto de compras 
En él, se encuentran todas las estimaciones y proyecciones a futuro sobre compras de materia prima, herramientas, equipos, productos y adquisición de servicios relacionados con el área de producción. 
Está estrechamente relacionado con el departamento de ventas y, los datos necesarios para hacer las proyecciones vienen del presupuesto de esta área. 
Las estimativas de ventas determinan la necesidad de producción y los objetivos financieros que se quieren lograr. A partir de esto, se realizan las compras respectivas de materiales. 
El departamento de compras debe recoger todos los datos relacionados con materias primas, inventario actualizado, coste unitario de la materia prima y por supuesto, la cantidad exacta necesaria para producir. 
Presupuesto de flujo de caja 
A la hora de tomar decisiones administrativas sobre el uso de los recursos financieros de una empresa, el presupuesto de flujo de caja es quien refleja la proyección de cómo y cuándo entra y sale el dinero. 
Si nos vamos a lo más simple, una empresa crece cuando gana más de lo que gasta. 
Entonces, este presupuesto considera toda la información relevante para determinar si la organización cuenta con recursos para seguir funcionando y si se usa el dinero de manera productiva. 
Presupuesto de tesorería 
Uno de los tipos de presupuesto más importantes para el crecimiento económico sustentable de una organización es el presupuesto de tesorería. Acompáñanos para saber por qué. 
Este presupuesto controla, monitorea y prevé todas las actividades relacionadas con el dinero en efectivo, en bancos y valores financieros con los que cuenta la empresa. 
Dos presupuestos individuales de departamentos son claves para formar el de tesorería: 
I. Presupuesto de cobros 
Es un poco evidente, pero dentro de este se encuentran los datos de las entradas de dinero de la empresa. 
Sin embargo, no es lo mismo que ingresos, ya que, según el acuerdo de cobro, los plazos pueden durar meses e incluso años para concretarse. 
II. Presupuesto de gastos 
Aquí se estima la posible salida de dinero de parte de la empresa. De esa forma, se obtiene información fiable para tomar decisiones estratégicas y financieras. 
Se compone de datos sobre productos, servicios que se consumen en la organización, compras previstas y otros. 
Entonces, es evidente que, con la actualización diaria o periódica de este tipos de presupuesto la empresa puede cobrar las deudas y tomar decisiones oportunas de tipo financiero, administrativo y de producción. 
Presupuesto de Marketing 
Para poner la guinda sobre el pastel, te hablaremos sobre un presupuesto que es de suma importancia: el enfocado en la mercadotecnia
En este se refleja información relacionada con los diferentes medios para exponer tu marca (página web, agencias, publicidad online, eventos, entre otros). 
Además, establece la cantidad de dinero que se va a invertir en cada una de ellas. 
Su objetivo es establecer un estimado de gastos en la adquisición de servicios de publicidad o funcionamiento del departamento y, hacer una proyección a futuro de los recursos necesarios para contar con una estrategia de marketing 
Cuando existe un presupuesto, puedes comparar lo planificado con lo real, determinando si los gastos están dentro de lo que se había previsto y autorizado al comienzo del período.

Deja una respuesta